Blog

02
sep

La comida: ¿Una droga aceptada?

Generalmente cuando nos hablan de que alguien tiene una adicción lo relacionamos a ciertas sustancias dañinas como alcohol, drogas o nicotina, sin embargo, distintos estudios han demostrado que la comida puede generar una fuerte adicción ¡Que no nos atrape!

Si bien es común hablar de tener una debilidad por la comida, no se había comprobado hasta hace poco que puede ser en efecto, una adicción. De acuerdo a un estudio el mismo comportamiento impulsivo que lleva a que las personas abusen de las drogas, el cigarrillo y el alcohol está presente en quienes tienen una relación que no es saludable con la comida.

El problema es que esta adicción no es percibida como un problema real y pasa de manera inadvertida frente a la dependencia de otros elementos dañinos.

Los estudios demuestran que el comportamiento compulsivo relacionado con la comida puede desencadenar una adicción, y que esto no está necesariamente relacionado con la obesidad, aunque sí puede acarrear diferentes riesgos para la salud.

Pero ¿por qué la comida puede resultar adictiva? Los especialistas piensan que quizás se debe a la gran cantidad de alimentos procesados que se ofrecen actualmente en el mercado. Estos contienen un alto nivel de grasa, sodio y azúcar y ciertos aditivos que pueden provocar “antojos” y dependencia así como las drogas ilegales.

Es importante que nos comprometamos a buscar asesoría médica y psicológica si sospechamos que nuestra relación con la comida puede tratarse de una adicción. Un grupo de especialistas, como los que están para ayudar en IMA, pueden lograr que mejoremos nuestra relación con la comida y tengamos una dieta diaria saludable.

Fuentes consultadas: www.intramed.netwww.vidaysalud.com

Imagen extraída de: www.gastronostrum.com

26
ago

¿Sirven las pastillas para adelgazar?

Cotidianamente sentimos hablar en los medios de comunicación de ciertas pastillas que nos ayudan a adelgazar como por arte magia y es inevitable sentirse tentadas de probarlas ¿Qué tan eficaces son estas pastillas? ¿Cómo afectan a nuestra salud? En esta nota te lo contamos.

Los anuncios de milagrosas pastillas y productos adelgazantes nos rodean. Hasta en los supermercados se ofrecen hoy en día algunos productos de este estilo. Un completo surtido de este tipo de productos. A todas nos surgen las mismas preguntas: ¿Sirven? ¿Son peligrosas?

Lo primero que debemos saber es que la mayoría de las “pastillas adelgazantes”, ya sean con o sin receta médica, suelen ser ineficaces si no se combinan con dieta o ejercicio, e inclusive,  peligrosos si se toman sin control.

La realidad es que la mayoría sirve para muy poco y tomadas sin cierto control pueden tener efectos secundarios muy peligrosos.

La fórmula más eficiente para adelgazar sigue siendo la buena alimentación junto al ejercicio.  Si no estás segura de tener una dieta saludable, podés acercarte a IMA y consultar con nuestro equipo.

Fuente consultada: http://alimentacion-sana.org/

Imagen extraída de: http://alo.co/salud-y-bienestar

19
ago

Psicología positiva ¿Funciona?

Generalmente, cuando tomamos la decisión de hacer terapia es porque queremos combatir ciertos sentimientos negativos que nos agobian,como la ansiedad, la tristeza o la depresión. Desde hace unos años existe una corriente psicológica que apunta a reforzar los aspectos positivos ¡En esta nota te lo contamos!

La psicología positiva trabaja con los aspectos positivos de las personas, como la creatividad, el humor o el optimismo. Todo esto apunta a lo resiliencia, es decir, que un persona se sobreponga a sus problemas y supere sus traumas. A grandes rasgos, podría decirse que el objetivo de esta corriente es encontrar la clave de la felicidad.

Una terapia enfocada desde la psicología positiva no solo busca que dejemos de estar mal, también apunta a evaluar nuestras fortalezas, descubrir la base de nuestro bienestar, los agentes sanos que nos rodean y se centra en estos aspectos positivos desde el principio. Esto nos permite equilibrar más rápidamente nuestra personalidad.

Cada vez hay más profesionales que trabajan desde esta corriente que se puede aplicar a personas de cualquier edad. Su fin es lograr que que nos encontremos con nuestra mejor versión y nos sintamos orgullosas e ilusionadas, logrando un estado de bienestar físico, mental y social.

Lo importante es que siempre tengamos en cuenta que la felicidad es una elección. Como dice el psicólogo positivista Mihály Csíkszentmihályi “La felicidad depende de cada uno, no es una cuestión de mala o buena suerte. Cada persona puede construir su propia felicidad.”

Fuente  consultada: www.consumer.es

Imagen extraída de: frasesparalavida.net

05
ago

Cuidar y respetar el cuerpo para lograr el equilibrio

Cada una de las partes de nuestro cuerpo están conectadas, es por ello que cuando una de estas partes se ve afectada por alguna razón, impacta sobre el resto del organismo, por eso es necesario encontrar un balance.

También es necesario lograr el equilibrio entre el interior y el exterior. Entre nuestro físico y salud. Poder mirarnos al espejo y sentirnos bellas tanto por dentro como por fuera, puesto que el cuidado de nuestro físico también está muy ligado a nuestro estado de ánimo. Cuidar nuestra figura y cumplir objetivos nos genera un gran placer y provoca el aumento de nuestra autoestima.

Para lograr la armonía, mientras cuidamos nuestro cuerpo, no debemos olvidarnos de nuestro ser interior o alma. Estar sanas significa gozar tanto de buena salud física, como salud espiritual, emocional y psicológica.

Como podemos ver, la salud no se trata solo de no tener dolores físicos o enfermedades, sino que es algo global que abarca aspectos físicos, mentales, sociales y espirituales. Cuando logramos el equilibrio de todas las partes, también habremos obtenido una simetría entre salud y belleza, lo que aumentará nuestra calidad de vida, mejorará la forma en la que nos relacionamos con la gente que nos rodea y seremos más felices.

Fuente consultada: guiafitness.com

Imagen extraída de: ergodinamica.com

27
jul

¿Cómo está tu estado de ánimo en invierno?

Los cambios de climas, generalmente afectan a nuestro estado de ánimo, pero si el invierno nos deprime hasta el punto de ver todos los días nublados a pesar de que brille el sol podemos estar padeciendo del llamado Trastorno Afectivo Emocional (TAE). En esta nota te contamos de qué se trata.

El TAE es un tipo de depresión que se da cuando que nos puede llevar a tener cambios de humor graves durante el invierno, debido a la falta de luz solar. Tener menos ganas de salir de casa por el frío es algo normal, pero si no tenemos ánimos para levantarnos de la cama, pasar un momento agradable con nuestros seres queridos o estamos todo el día con cara larga, puede significar que el bichito del TAE nos está molestando.

Los síntomas más claros de este tipo de depresión son: dormir en exceso y aún así tener sueño y fatiga durante el día, dificultad para concentrarse, estar hambrienta todo el tiempo y tener desinterés por todo tipo de actividad.

Si tenemos estos síntomas no debemos preocuparnos, puesto que, como en toda depresión, hay muchos métodos para combatir el Trastorno Afectivo Emocional.

  • Salir de casa:  nos solo para aprovechar las horas del sol del día, también para evitar la soledad del encierro y poder interactuar con amigos y familiares. Pasear es siempre una buena medicina.

  • Actividad física: El ejercicio es un excelente remedio para levantar el ánimo

  • Consultar al doctor: es fundamental que consultemos a nuestro médico de cabecera para saber si necesitamos algún tratamiento especial. Para el TAE se suele recomendar una terapia de luz, en ella se usan paneles que imitan la luz solar y que nos ayudan a recibir la luz que nos falta durante el invierno. También se pueden tomar antidepresivos de forma temporal.

  • Terapia: ir al psicólogo puede ayudarnos a analizar nuestros pensamientos y actitudes negativas en esta época y lograr cambiarlos o evitarlos.

No debemos dejar que la tristeza nos arruinen disfrutar las cosas lindas del invierno como disfrutar de un buen libro junto a la chimenea o apreciar la belleza de los paisajes cubiertos de nieve.

Fuente consultada: www.vidaysalud.com

Imagen extraída de: elacorazado.org

19
jul

¿Hay algo mejor para pasar el frío que una gran taza de té?

¿Hay algo mejor para pasar el frío que una gran taza de té? El té es una de las bebidas fundamentales de las culturas oriental e inglesa, pero cada vez su consumo se vuelve más habitual alrededor del mundo. Y es que no solo nos ayuda a mantenernos calentitas, sino que además trae un montón de beneficios. En esta nota te los contamos.

  • Es un gran diurético y ayuda a depurar el cuerpo. Al beber una taza de té por día estamos ayudando a nuestro sistema digestivo a digerir los alimentos consumidos y a depurar todas las toxinas acumuladas.

  • Nos ayuda a relajar la mente y el cuerpo. De esta forma se libera estrés. Además nos ayuda a controlar la ansiedad de comer aportando cero calorías.

  • Nos favorece en la reducción de colesterol.

  • Es bueno para  combatir la anemia por su alto contenido de hierro.

  • El té supone una dosis extra de hidratación para nuestro cuerpo, por lo que nuestra piel se ve más joven y uno de los mejores antioxidantes por lo que colabora en la prevención del envejecimiento

  • Mejora las defensas de nuestro sistema inmunológico.

Además de todos estos beneficios, puede ayudarnos a bajar o controlar nuestro peso. En IMA tenemos  diversas infusiones adelgazantes que, de forma natural, actúan sobre el organismo con efecto diurético, desintoxicante, depurativo y laxante ¡No dudes en probarlas!

Imagen extraída de: thewoman.md

Fuentes consultadas: nosotras.comsalud.uncomo.com

13
jul

Llega el frío y, casi simultáneamente, nuestras ganas de hacer ejercicio disminuyen. Pareciera que, así como se nos enfría el cuerpo, se congelara nuestra motivación. Sin embargo, no debemos dejar que el invierno nos detenga. En esta nota te damos algunos tips para que puedas realizar actividad física y ganarle a las bajas temperaturas.

Lo primero que tenemos que hacer es encender nuestra fuerza de voluntad para poder salir de nuestra tan tentadora cama o despegarnos de la estufa, cambiar las pantuflas por las zapatillas e irnos al parque o al gym.

A la hora de elegir un outfit, debemos tener en cuenta que en esta época del año lo ideal a la hora de entrenar es vestirnos en capas, para poder quitarnos y ponernos prendas en la medida en que nos enfríamos o calentamos. La ropa especial para deporte es la más recomendable para temperaturas extremas.

Si vamos a realizar actividad en el exterior es elemental que protejamos nuestras extremidades, pues son las que más rápidamente se congelan. Guantes, medias térmicas, bufanda deportiva y gorrito o capucha, siempre serán buenos aliados. Los zapatos deportivos impermeables mantendrán nuestros pies secos en caso de llueva o haya nieve acumulada.

No podemos olvidarnos de realizar una entrada en calor de cinco a diez minutos antes de empezar cualquier actividad física. Luego podemos comenzar el ejercicio de menos a más. Aún en el frío, tenemos que recordar tomar suficiente agua mientras realizamos ejercicio para evitar deshidratarnos.

Es bueno que consultemos un médico para conocer nuestras aptitudes físicas y conocer cuál es la actividad física que mejor se acopla a nuestras necesidades. En IMA tenemos nuestro propio GYM completo y calefaccionado. El ejercicio sin duda puede hacernos pasar un invierno más divertido y cálido.

Foto extraída de: ella.paraguay.com

Fuentes consultadas: www.vidaysalud.com

06
jul

¿Cómo podemos cuidarnos durante el invierno?

En la nota anterior explicamos por qué engordamos más durante el invierno. Ahora vamos a darles algunos tips para combatir esos kilitos extras que suelen molestarnos en las épocas más frías del año.

El truco está en tomar ciertas precauciones a la hora de elaborar las comidas y de servir las porciones para evitar aumentar de peso. Para no quedarnos con hambre, una excelente opción es acudir a las sopas de entradas, las caseras son las más sanas y se pueden hacer con todo tipo de verduras y para realzar el sabor se le puede agregar un caldo light. Las sopas instantáneas light son una buena salida cuando nos falta tiempo y, además, sirven como snacks para llevar a la oficina.

Respecto a los platos principales, siempre que se consuman pastas se deben controlar las porciones, evitar las pastas pesadas y los agregados de carne. Las carnes y pescados se pueden acompañar con puré de zapallo o verduras grille.  Los guisos de lentejas que menos engordan son las que tienen salsa naturales y livianas, a la hora de elaboración es conveniente agregar más verduras y menos legumbres.

¿Otra opción? Por su gran variedad y su rico sabor las tartas de verduras son un plato ideal para esta época del año. Solo hay que tener cuidado de evitar agregarle demasiado masa, sobre todo si esta contiene manteca. Un buen tip es realizar tarta con una sola tapa.

Estos sencillos consejos nos ayudarán a mantener alejados esos kilitos de más que suelen molestarnos durante el invierno. Es importante recordar que siempre es bueno consultar a un profesional para que nos aconseje mejor de acuerdo a nuestras necesidades.

Fuente consultada: alimentacion-sana.org

30
jun

¿Se engorda más durante el invierno?

Cambiar las musculosas por sweaters, las falditas por pantalones y lo pareos por impermeables provoca sin duda que dejemos de preocuparnos tanto por la balanza. A esto hay que agregarle que algunos platos calientes, imprescindibles para pasar el frío, son ricos en calorías y la tentación del chocolate mientras vemos una peli tapadas con una manta calentita ¿Se engorda más durante el invierno? La respuesta es Sí. En esta nota te explicamos un poco mejor el porqué.

Algunos estudios muestran que los niveles de colesterol fluctúan con las estaciones, y los peores se ven en los fríos meses de invierno. Las comidas sabrosas y el sedentarismo invernal son sin duda los causantes de esto.

La nieve, la lluvia y el aire fresco de invierno tienden a generarnos ganas de quedarnos en casa y nos disuaden de salir a hacer ejercicio, incluso a veces hasta nos “da fiaca” ir al gimnasio, aunque esté calentito. Al mismo tiempo, el frío aumenta nuestro deseo de comidas sabrosas.

Durante el invierno, nos exponemos menos al sol, lo que produce una reducción en nuestras concentraciones de vitamina D, lo cual no es favorable, ya que la vitamina D puede ayudar a disminuir los niveles de colesterol LDL (” colesterol malo”).

Aunque nuestro colesterol seguramente se reducirá en verano, los niveles altos de invierno contribuirán al endurecimiento y al bloqueo de las arterias,  aumentando nuestro riesgo de enfermedades cardiacas y accidente cerebrovascular, por eso es importante que tomemos consciencia para así tomar las precauciones necesarias.

En invierno nos resulta muy fácil encontrar excusas, pero debemos resistirnos,  prestar más atención a lo que comemos y hacer ejercicio. También es bueno que consultemos a un especialistas y nos hagamos los estudios necesarios, pues la salud es lo primero.

Fuente consultada: nlm.nih.gov

22
jun

¿La ansiedad nos puede causar ataques de pánico?

En la nota anterior contamos de qué se trata un desorden de ansiedad. Ahora bien, si tenemos un desorden de ansiedad padeceremos de ataques de pánico. Estos ataques, son episodios inesperados y reiterativos de temor y ansiedad intensos, acompañados por síntomas físicos similares a los que produce nuestro cuerpo como respuesta al peligro.

Cuando nos encontramos realmente en una situación de peligro, nuestro cuerpo se prepara para “luchar o huir”. La frecuencia cardíaca aumenta, sentimos un ligero temblor o cosquilleo, sudamos, nos sonrojamos y nos sentimos muy atemorizadas, excitadas y muy alerta. Si sufrimos de ataques de pánico, estos cambios ocurren incluso aunque no haya ningún peligro.

Un desorden de ansiedad nos puede causar ataques de pánico todos los días o pueden pasar semanas o meses entre los ataques. Como los ataques de pánico se presentan inesperadamente, incluso durante el sueño, podemos sentirnos ansiosas o con miedo de que un ataque pueda comenzar en cualquier momento. Cuando esta expectativa y temor  persistentes nos llevan a evitar los lugares públicos de donde sería difícil o incómodo salir de repente,  se le llama agorafobia.

Los investigadores suponen que esta enfermedad implica una alteración en los circuitos cerebrales que regulan las emociones. Además, es posible que si padecemos de un desorden de ansiedad se deba a que hemos heredado una repuesta de “luchar o huir” que es más sensible que lo normal o responde con más intensidad de lo habitual.

Aunque no hay forma de prevenir el desorden de ansiedad es posible que podamos prevenir los ataques de pánico reduciendo el consumo de cafeína, de alcohol o de otras sustancias que podrían desencadenar los síntomas. Una vez que se ha establecido el diagnóstico, el tratamiento psicologico a menudo elimina los ataques de pánico o los hace menos intensos.

Lo más importante es que si tenemos síntomas de un ataque de pánico y no hemos sido diagnosticadas con un desorden de ansiedad, busquemos ayuda profesional inmediatamente.

Foto extraída de: drface.es
Fuentes consultadas: www.vidaysalud.com